El Ego, el villano del Cine Dominicano

FUENTE: masvip.com.do

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El “Ego” palabra pequeña pero cuya consecuencia puede ser mas grande que el universo, mas perfecta que Dios o mas real que la teoría de la evolución, ha tenido varios significados. Para la escuela freudiana es “el aspecto consciente de la psique que decide entre los instintos básicos del ello y la moralidad del superyo”. Opinamos que el ego es una disposición del pensamiento errónea que intenta presentarle como a usted le gustaría ser, en lugar de como es en realidad.

Pero ¿qué tiene que ver todo esto con el cine dominicano? Vivimos en una sociedad donde nos han enseñado la frase desde pequeños “lucha por lo que quieres” pero hacer cine va mas allá del solo querer. ¿Quién le dijo a usted que porque tenga 2 millones de pesos en los bolsillos, 1 guion (mal escrito) y ser amigo de 2 o 3 actores, usted puede hacer una película? El ego es tan dañino que no conoce la palabra respeto, pero mas dañino se vuelve cuando mil personas aplaude esa “película” y una familia atrás diciéndonos: hijo o hija “lo lograste” pero nos hemos olvidado que de esas mil personas y esa familia porrista existen millones de personas mas en el mundo.

Esta comprobado que ser “altruista” y/apoyador de cualquier tipo de causas, muchas veces es ego disfrazado de Madre Tereza , “voy hacer una actividad para apoyar el cine dominicano y voy a invitar a todos y me tirare fotos con ellos para que todos vean que YO soy un cineasta que amo el cine dominicano”. Peor es el que asiste a este tipo de relajo. Otro caso común en nuestra República es: ningún director, productor, actor y bla bla bla me puede decir a MI lo que YO tengo que hacer, me voy de esta charla. Además de que el ego nos saca los ojos también nos cierra la mente.

Ojala y que el ego a muchos los deje leer este artículo para ver si pueden entender un poquito que la humildad, el respeto, la disciplina, la unión y las buenas intenciones nos pueden hacer mejores personas y por supuesto podemos hacer mejores cosas. Corten!

 

468 ad